Producto

KYOKAKU. Los protectores de Edo

24,95 

Peso 0.7 kg
Dimensiones 2.5 × 15.5 × 23 cm
Autor

Shōtarō Ikenami

Traducción

Bárbara Pesquer Isasi, Ismael Funes Aguilera

ISBN

9788412106824

Nº Páginas

472

Género

Histórica y aventuras

IBIC

FJH

Fecha de publicación

22/3/2021

Nº de Colección

百六

 Información

Japón, siglo XVII. La batalla de Sekigahara pone fin al período de guerras. Comienza así el shogunato Tokugawa y con él una larga y próspera paz y el aislamiento de Japón del exterior. Sin embargo, la paz no es buena para todo el mundo. Muchos samuráis se quedan sin señor, y, sin guerras en las que luchar, se organizan en bandas que atemorizan a comerciantes y campesinos, robándolos, extorsionándolos, incluso decapitando a los que oponen resistencia. Son los hatamoto-yakko o kabukimono, nombre que reciben por sus extravagantes y coloridas vestimentas. 

La población, cansada de soportar las injusticias de estos hatamoto-yakko, se organiza para combatirlos. Surgen así los machi-yakko, artesanos y comerciantes sin habilidad ni experiencia en el combate, que se defenderán armados únicamente con sus utensilios de trabajo, palos y espadas wakizashi, las únicas que les está permitido portar al no pertenecer a la clase samurái. 

En ese contexto histórico aparece la figura de Banzuiin Chōbē (1622-1657). Para muchos, una especie de Robin Hood que se convirtió en el cabecilla de una banda de machi-yakko que luchó contra las injusticias y protegió a la población de los abusos de los samuráis. Para otros, simplemente uno de los primeros yakuza

Esta es su historia…

El personaje de Banzuiin Chōbē es uno de los más populares del teatro kabuki. Su vida y hazañas han sido adaptadas en numerosas ocasiones a la pequeña y gran pantalla en películas de género jidaigeki. Conocido también como chanbara, o ficción de capa y espada, se trata de dramas ambientados generalmente en la era Edo y protagonizados por samuráis. Su popularidad es tal, que han inspirado a directores de la talla de George Lucas, Akira Kurosawa o Quentin Tarantino, entre otros.

 

Primer capítulo


Kyokaku. Los protectores de Edo

 

Más información


  • 100% novela de aventuras histórica, en la línea de Musashi y Taiko.
  • Su autor es uno de los más populares y leídos de Japón.
  • Jidaigeki (drama de época de capa y espada) que ha inspirado a directores como George Lucas, Kurosawa o Tarantino.

 

Sobre el autor


Shōtarō Ikenami (1923-1990)

Nacido en el barrio de Asakusa en Tōkyō, estudió en la escuela primaria de Shitaya Nishimachi y, sin hacer bachillerato, entró directamente a trabajar como empleado de una agencia de bolsa hasta después de la Segunda Guerra Mundial, momento en el que se hizo funcionario y estuvo trabajando en diversos departamentos dependientes del Ayuntamiento de Shitaya.

Se convirtió en discípulo del famoso novelista y dramaturgo Shin Hasegawa y comenzó a escribir los guiones y a dirigir la compañía de teatro Shinkokugeki, especializada en chanbara o ficción de época. En 1960 recibió el Premio Naoki por su obra Sakuran. Posteriormente inició tres series de novelas de capa y espada que le granjearon gran éxito: Onihei Hankachō, Kenkaku Shōbai y Shiokinin Fujeida Baian.

Muchas de sus obras han sido adaptadas al teatro y al cine y aún hoy es uno de los novelistas de ficción histórica de aventuras más leídos de Japón.

 Productos relacionados

Comprueba otros productos que podrían interesarte

 Te podrían interesar

Pin It on Pinterest

Share This
0
    0
    Carrito
    Tu carrito está vacíoVolver a la tienda